Cargando...




ENTREVISTA AL CINEASTA CANADIENSE ATOM EGOYAN

SI EN EL REPARTO NO HAY ESTRELLAS, LAS PELÍCULAS DESAPARECEN

La investigadora y crítica de cine Lorena Cancela nos entrega aquí la segunda entrevista que le hizo a este formidable director, publicada en su blog Cánones Marchitos, al momento del estreno de Remember. Aquí, una semblanza de Egoyan y su obra, además de la charla que tuvo con esta especialista.


Por Lorena Cancela | Buenos Aires | Argentina | pensamos@puracultura.com.ar

Lorena ecuador

¿Te acordás de Exótica, aquella película -ya de culto- que hizo cimbrar los cables de los medios con sus apuntes celebratorios, los anuncios de premios prestigiosos como el de la Crítica Internacional en Cannes y los aplausos entusiastas de los amantes del cine cuando un director los conmociona con su discurso?

En 1994, ese club nocturno de las afueras de Toronto llamado Exótica, cobijó no sólo al personaje solitario que se recluía en él para ver bailar desnuda a la sensual Christina, sino a todas las plateas con la que la historia se fue encontrando. Es que su director, Atom Egoyan, supo convidar a los espectadores con un clima enrarecido y turbio en el que el deseo, los traumas pasados y el sexo se relataban más allá de las obviedades del caso.

Desde aquella película Egoyan se ha dedicado, en cada uno de sus films, a expandir y hurgar en los ricos metadiscursos que se engarzan dentro de su personal lenguaje cinematográfico. Luego nos llegó El dulce povernir (’97), El viaje de Felicia (’99), Ararat (2002), Adoración (2008), Chloe (2009), Condenados (Devil’s Knot, 2013), Cautivos (2014) y, finalmente, en 2015 la película Remember que nos convoca a esta charla.

La entrevista que te presentamos aquí la realizó una experta indagadora en poéticas y discursos cinematográficos como lo es Lorena Cancela; mujer que no sólo se ha abocado a ver mucho cine sino también a curarlo en diversos festivales internacionales y escribir sobre él en sus libros y ensayos.

Esta entrevista que Cancela le realizó a Atom Egoyan fue en el 30° Festival Internacional de Cine de Mar del Plata. Pero no fue la única vez en que cineasta y crítica cruzaron palabras y pareceres: doce años antes, Lorena tuvo un extenso encuentro con el canadiense que luego volcó en su segundo libro, Los Adulterios de la Escucha. Aquí, no obstante, nos enfocamos en entregarte el diálogo que se suscitó entre ambos a partir de la llegada de Egoyan a nuestro país. ¡Que lo disfrutes!

----

El director armenio-canadiense Atom Egoyan volvió a las pantallas argentinas con un film sorprendente: Remember. Protagonizada magistralmente por Christopher Plummer (quien había trabajado con el director en Ararat) la película narra el ocaso de un hombre mayor, Zev, que tras la muerte de su esposa se decide a cumplir una promesa que le había hecho a ella y a su compañero de residencia Max Rosenbaum (Martin Landau).

De esta manera, lo que empieza como un drama de tintes televisivos sobre la ancianidad y la demencia senil muta en una película de suspenso que introduce al espectador en la Segunda Guerra Mundial, 60 años después. Emparentada con El Viaje de Felicia por su costado hitchcockiano; pero también con Ararat, por referirse a un hecho traumático social que sigue supurando - el genocidio armenio en el primer caso, el Holocausto en el segundo- Remember está basada en la historia de Benjamin August, un joven norteamericano que al regresar a su país tras un viaje por Asia descubre lo ominosa que es la guerra de Vietnam para los norteamericanos y a partir de allí escribe esta historia.

- A pesar de que este film es más lineal que sus trabajos anteriores (Exótica, El Dulce Porvenir) creo que trabaja con un tema común de su filmografía que es el de la memoria. Ahora bien ¿usted cree que el personaje principal no recuerda por su enfermedad o porque está suprimiendo algo de su pasado?

- No creo que sea por su enfermedad mental porque él tiene un principio de demencia. Por otro lado, esta enfermedad comienza con el presente, no con los setenta años para atrás. Si así fuera él estaría en un nivel muy avanzado de la enfermedad y eso es imposible en el momento en que

- Entonces ¿qué le pasa?

- Bueno, yo tengo una respuesta muy complicada para eso. Creo que él debe haber tenido una experiencia muy traumática en el campo, asociada con la mujer que le enseñó a tocar el piano, y cuando él llegó a los Estados Unidos él negó todo su pasado hasta que se transformó en una memoria suprimida a lo largo de las décadas.

- ¿Y cómo logró eso?

- Bueno, creo que cuando él llega a los Estados Unidos tiene que aprender a ser judío y la manera en la cual él se enseña a serlo es a través de las películas: el miedo a la ducha, a los perros. Él aprende estos clichés y se los cree y nosotros también se los creemos porque son fáciles de creer. Pero no sabemos, hasta el desenlace de la película, que son en realidad pistas.

- En este sentido, creo que Remember tiene una “hermana” que es El Viaje de Felicia. Además como en ella la música tiene una función hitchcokiana. ¿Qué cree?

- Sí, absolutamente, los dos son monstruos y están negando. Creo que hay un paralelo entre estos dos personajes. Con respecto a la referencia a Hitchcock la veo más clara en El viaje de Felicia: allí el personaje interpretado por Bob Hoskins se llamaba Hitch, pero incluso una escena está directamente relacionada con Suspicion.

- En Remember me pareció que el tema de la memoria está especialmente relacionado con el sonido.

- Sí, los sonidos hacen de flashbacks más que lo visual. Son realistas pero al mismo tiempo hacen la asociación con el pasado. Son todos sonidos que representan el estado mental del personaje. El audio tiene una enorme habilidad para hacernos recordar algo del pasado.

- En casi todos sus films, y este no es la excepción, un nombre se repite en su equipo: Michael Danna. Sin embargo, usted ha ido cambiando de actores. En el pasado usted solía trabajar con los mismos actores, incluso con su familia. En la actualidad, eso ha cambiado. ¿Cómo fue el proceso de adaptación?

- Bueno, yo creo que la familia de actores llegó hasta El Dulce Porvenir. Luego de eso, todo cambió; algunos de esos actores han dejado de actuar, otros se han mudado de Toronto. Sin embargo, Arsinée ha seguido interpretando roles complejos e interesantes como en Adoration. Me he dado cuenta que en la actualidad si en el reparto no hay estrellas las películas desaparecen, o pueden no tener distribución. Y es importante para mí, y mis películas, tener la conversación, yo quiero la conversación. Para bien o para mal hay que tener estrellas. Yo tuve la suerte de que sean también buenos actores.

- En la película, el personaje principal ejecuta una canción de Wagner. ¿Usted cree que se puede apreciar a un artista más allá de su ideología?

- Tengo sentimientos encontrados sobre esto. Amaba a George Orwell cuando era chico, fue una gran inspiración, pero recuerdo que una vez leyendo Sin Blanca en Paris y Londres uno de los personajes le dice al otro “nunca confíes en un armenio”; y yo me dije: “Oh, mi héroe no confiaría en mí”. Con Wagner es peor, dirigí Wagner en la Ópera, las Valquirias, y es una pieza fantástica sin embargo hay que respetar a las personas que no quieren oír Wagner, o a los armenios que no quieren leer a Orwell. Algunos artistas son gente horrible, realmente horrible. En la actualidad, me gustan algunos artistas turcos contemporáneos, también.

- Hablando de Turquía, ¿qué piensa de la obra de Nuri Big Ceylan? Nunca se refirió directamente al Genocidio armenio.

- Bueno, es interesante lo de Nuri Big Ceylan… Una vez vi en un festival Érase una vez en Anatolia (2011) y me sentí muy movilizado por el film, y lo llamé a la habitación del hotel y bajó al lobby y le dije: “Me parece que es una maravillosa metáfora del genocidio” (ellos están buscando cuerpos en Anatolia) y él me dijo que no lo pensó, pero igual es interesante el proceso de cómo lo que hacemos puede ser reinterpretado, y eso es bello. Usted mencionó antes Artaud Doble Bill, allí hay un caso, uno de los rostros más dramáticos de la historia del cine, el de Falconetti, y la chica que captura el rostro de Artaud, se lo manda a su amiga y le pregunta: “¿No está bueno?”. Las cosas pueden ser reinterpretadas, incluso de maneras locas.

- Remember está basada en el guión de Benjamin August quien luego de estar un tiempo afuera de los Estados Unidos decidió escribir esta historia porque le parecía que ya nadie hablaba de Vietnam. ¿Usted adaptó algo?

- No, la estructura es básicamente la misma excepto algunas escenas que son sobre todo visuales, como la de la ducha.

- Con respecto a la escena donde (Plummer) dispara al personaje nazi. ¿Usted eligió mostrar el disparo y la sangre en la pared?

- Sí. Creo que es una escena que despierta muchas preguntas y que es muy importante prestarle atención y además está relacionada con los clichés que mencionaba más arriba. Se siente como si fuera otra película y es muy importante prestarle atención. Por otro lado, en mis últimas tres películas siempre aparece sangre.

----

LORENA CANCELA es egresada de la carrera de Danzas. Continuó sus estudios en la Universidad de Buenos Aires donde se graduó como Licenciada y Profesora en Artes (Combinadas). Colaboradora de, entre otros, trendesombras (España), civilcinema (Chile), sensesofcinema (Australia) y de las revistas Metro Magazine (Australia), FilmIreland (Irlanda), CineAste (Nueva York) e Inti (España) y de la argentina Caras y Caretas. Es autora de Mirada de Mosca (Los 4 vientos), Los adulterios de la escucha (La Crujia) y Estado transitorio, cinefilia en el siglo XXI (Dejaen), por el que recibió la distinción a la producción cientifico-académica de la Universidad de Belgrano. Trabajó en el programa de Cine Australiano en el Bafici, curó la muestra de realizadoras argentinas para el Festival de Cine de Brisbane, en Australia. Fue Jurado del Bafici; del Festival de Cine de Lima, como Jurado de la Crítica y de los festivales de Quito (Ecuador), Punta del Este y Piriápolis (Uruguay), Valdivia e Iquique (en Chile). También se desempeñó como jurado en los festivales argentinos de Mar del Plata, Tandil, Libercine y Hace Corto. En el año 2013 participó de ON TOP, del Canal GLITZ, de Turner Argentina. Participa en el programa de televisión Am, televisión de acá que se emite por el Canal 2 de Cablevisión y es columnista del programa de radio Plumas, Bikinis y tango por la 2 x 4.


-----

Si tenés un ratito, escuchá la entrevista que Miguel García Urbani le hizo a María Carrascal en "La Esquina".
http://www.puracultura.com.ar/musicalbums/12
Todos los jueves desde las 22hs. podrás escuchar Pensamos Cultura en vivo por www.r
adionihuil.com.ar FM 98.9.

----

Editora PENSAMOS CULTURA | Patricia Slukich.
Imagen artículo | Lorena Cancela en Ecuador.
Foto | Provista por Lorena Cancela.


Reproducir audio

Traducir


Las ideas y opiniones expresadas en este documento, no reflejan necesariamente las opiniones, posición oficial o punto de vista de PURACULTURA®
Compartilo